Procedimiento GPM

Aplicamos en todo momento la normativa MiFID II

PROCEDIMIENTO INICIAL EN GPM

Tras la entrada en vigor de la Directiva 2006/73/CE, de Mercados de Instrumentos Financieros (MiFID), las entidades reguladas deben proporcionar a sus clientes o clientes potenciales, información comprensible sobre los instrumentos financieros ofrecidos. Esta información ha de ser suficiente y adecuada, de tal forma que los clientes o clientes potenciales puedan adoptar sus decisiones de inversión.

Dado que resulta difícil comprender las características y riesgos que llevan asociados los productos complejos, se requiere evaluar si los clientes minoristas tienen la experiencia y/o conocimientos suficientes para entender las características y riesgos asociados a dichos productos o servicios de inversión.

Desde GPM realizamos a todos nuestros clientes un “Test de Conveniencia” antes de la prestación del servicio o contratación de productos COMPLEJOS, de tal forma que, en el supuesto de que el instrumento no resulte conveniente para el cliente, nuestra entidad sólo podrá tramitar la operación solicitada si previamente se le advierte de ello y el cliente acepta expresamente los riesgos asociados al instrumento financiero.